¿Tienes una urgencia? Llama ahora: 627816008
Seleccionar página

Bloqueo de cerradura, rotura de llave o el impedimento de entrada de la llave a la cerradura son algunos de los problemas que nos vamos a encontrar con la llegada del invierno. Si la puerta de tu hogar u oficina se encuentra prácticamente imposible de abrir por que el frío ha congelado la cerradura, te vamos a dar algunos consejos para no pasar un mal rato a la intemperie.

Si ya te has quedado fuera de casa porque tu cerradura se ha congelado, llámanos 627 816 008 Cerrajeros de Madrid 24horas.

 

¿Por qué se congela una cerradura?

La principal razón por la que se congelan las cerraduras, cerraduras de coche, cerrojos, candados y en menor medida bombines, es la cantidad de humedad y precipitaciones que contempla la meteorología y que inevitablemente a bajas temperaturas tiende a convertirse en hielo.

 

Prevención para que no se congele una cerradura

Mantenimiento con aceite especial para cerraduras cada tres meses en invierno a todo tipo de cerraduras a la intemperie, la lubricación forma una capa protectora y delgada sobre las piezas interiores de la cerradura evitando que la humead congele las partes móviles, por ello una cerradura bien engrasada se puede utilizar, aunque se haya formado hielo.

Recomendamos como Cerrajeros 24 horas profesionales, utilizar aceites especiales indicados para esta situación, en caso contrario, habría que lavar el cilindro.

 

¿Cómo podemos proteger nuestras cerraduras para evitar que se congelen?

Bloqueo de la cerradura por un “casco protector”, las cerraduras de los coches ya poseen este sistema que evita que entre humedad y también suciedad. Para el caso de las cerraduras de hogar y negocio el método de protección será tapar dichos huecos con cinta de carrocero o aislante para evitar el paso de la humedad.

 

¿Qué necesitamos para descongelar una cerradura?

En el caso en que te encuentres frente a la cerradura congelada que quieres abrir sin ningún otro medio te recomendamos usar calor y no abusar del juego de la llave dentro de la cerradura o se partirá dentro. Ante estos casos es mejor aprovisionarse de paciencia y si prevés que va a ocurrir esta situación lo mejor será cubrirse con unos guantes y aprovisionarse de un pequeño spray con:

  • Agua caliente
  • Agua caliente + sal
  • Alcohol
  • Limpiaparabrisas
  • Anticongelante

Aunque todas estas opciones conllevan un riesgo de dañar nuestra cerradura internamente por una mala conservación, también te damos otras alternativas, siempre con precaución.

Lo más natural y menos dañino para tu cerradura y llave será usar un aceite lubricante de grafito a poder ser, como mantenimiento y también descongelante de cerraduras. Te dejamos este otro artículo en el que explicamos productos recomendados para lubricar una cerradura: ¿Cómo limpiar correctamente un herraje o cerradura de seguridad?

 

¿Cómo descongelar correctamente las cerraduras?

En este caso un aceite especial para cerraduras provocará el deshielo, están desarrollados para derretirlo y sacar la humedad fuera del cilindro pudiendo aprovechar para lubricar la cerradura. Otro método que recomendamos usar con precaución es el de calentar la llave con un mechero e introducirla lentamente en la cerradura previamente calentada con nuestra mano de forma superficial. Una alternativa es llevar preparado de casa un pequeño frasco en spray con agua caliente y rociar sobre la cerradura, este truco requiere de paciencia y es probable que tardes un rato. Una solución de alcohol o limpiaparabrisas también hará que la cerradura se descongele, en esta ocasión introduce el líquido en una jeringuilla y aplícalo en la cerradura, seguro que tardas poco tiempo en abrirla, aunque recuerda realizarle un mantenimiento con aceite para no dañar las piezas internas.

 

Ante un bloqueo en cerraduras por congelación, llámanos somos cerrajeros 24 horas y realizamos apertura de cerradura al instante.